Internet 2015: lo que conocías ya es historia

los-4-grandes-de-internet

La semana pasada asistí, como en años anteriores, a una cita que para mí es obligatoria y que tengo anotada en el mes de mayo de mi agenda: Internet 2015 lo que conocías, ya es historia.

Se trata de un evento organizado por Spri – Enpresa Digitala, que se viene realizando desde hace cinco años, donde se repasa en una mañana toda la actualidad referente a internet y las nuevas tecnologías.

Ese repaso, de la mano de Javier Eguíluz y Miguel Sánchez, es una buena oportunidad de estar al día en todo este mundillo y conocer las últimas novedades, sobre todo si no dispones de mucho tiempo o no trabajas específicamente en este sector.

El año pasado ya publiqué una entrada de la jornada de internet 2014 y he pensado que sería interesante hacer lo mismo este año.

La jornada se dividió en los siguientes bloques:

– Salud: conceptos e-Health y m-Health, clínicas on-line, médico al instante.

– Neutralidad en la red: boicot de algunos operadores de telefonía a Netflix.

– Seguridad y privacidad: cyberguerra, virus espías, superordenadores .

– Dinero invisible: el futuro de la banca, nuevos sistemas de pagos y transferencias.

– Móvil: smartphone = conexión a internet, nuevos sensores = nuevas oportunidades.

– Realidad virtual y Aumentada: la realidad aumentada sustituirá los smartphones.

– Empleo: la automatización avanza cada vez más rápido, china y los robots.

– Educación: fracaso de los iPads en clase, cursos masivos (MOOC), Nanodegree.

– Transporte: vehículos autónomos, una realidad.

– Internet de las cosas: falta de estándares.

– Inteligencia artificial: un futuro aterrador.

Os dejo aquí un enlace para que os descarguéis la documentación de la jornada: i2015-Documentación, que contiene las referencias y enlaces de todo lo que se vio y que ha sido facilitada por sus autores con licencia Creative Commons Reconocimiento 3.0.

En primer lugar, al contrario que el año pasado, me da la sensación de que en estos últimos meses no ha habido novedades muy relevantes, o por lo menos no me han llamado en exceso la atención.

De la jornada, destacaría algunas cosas:

En el tema de la salud, Google Ventures ha invertido más de 425 millones de dólares en un proyecto para retrasar el envejecimiento, buscando el santo grial de la eterna juventud. Personalmente espero que fracasen estrepitosamente por motivos obvios.

Me llamó también la atención que Netflix tenga una cuota del mercado audiovisual del 35% y la piratería por Torrent sólo represente el 2,8%. Todo el día nos están machacando con la lacra de la piratería y luego vemos que lo que nos cuentan no se corresponde con la realidad.

En estos momentos se está librando una Cyberguerra, que puede verse en tiempo real en webs como ipviking. Si pinchais el enlace veréis qué curioso. Es como aquella película titulada Juegos de guerra. Lo que me pareció más curioso es que los tres países que sufrían más cyberataques fueran USA, UK y… España !!!

En cuanto al apartado de la banca, los bancos tradicionales están temblando porque las grandes compañías de Internet quieren entrar en este sector. El día en el que Apple o Google emitan tarjetas de crédito será el fin de la banca tradicional.

En el apartado de teléfonos móviles, no hay grandes novedades. Lo más reseñable es que los teléfonos cuentan cada vez con más sensores, que representan nuevas oportunidades de negocio.

En cuanto a la realidad virtual y aumentada, indicar que la realidad aumentada será la gran protagonista en los próximos años, sustituyendo las gafas a los actuales smartphones. Como hecho más destacable está el fracaso de las Google Glass, que serán sustituidas Magic Leap, donde Google ha invertido más de 500 millones de dólares, aunque todavía no hay nada tangible. Finalmente, Microsoft ha presentado Hololens, que en este caso son una realidad.

Otra de las cosas más destacadas es la variación en el “ranking” de las empresas tecnológicas. Si el año pasado Google y Apple reinaban, este año las empresas más innovadoras han sido Microsoft y Facebook. Microsoft va a estrenar este verano Windows 10, que funcionará en cualquier dispositivo. En el caso de Facebook, la empresa se ha reinventado y le está comiendo la tostada a Google en búsquedas, vídeos, además de poseer aplicaciones y redes como Whatsapp, Instagram o Messenger Platform.

En el ámbito de la automoción, el coche autónomo es la mayor novedad. De hecho, hace poco se ha conseguido que un coche autónomo cruce los Estados Unidos de costa a costa, con la única intervención de un conductor humano en casos puntuales. En pocos años la comercialización de estos vehículos será una realidad. En estos momentos, el principal escollo es de legislación. Por ejemplo, la circulación de este tipo de vehículos  está prohibido en algunos estados de los Estados Unidos.

Por último, la noticia que más me inquietó de la jornada: en unos 30 años se producirá la singularidad de que los ordenadores serán más inteligentes que los humanos. Lo que ocurría en algunas películas de ciencia ficción está cada vez más cerca.

Aquí os dejo los enlaces directos a algunas de las novedades tecnológicas que me parecieron más curiosas o interesantes:

Saluspot: Comunidad de salud interactiva.

LoopPay: Pagos con el móvil en cualquier establecimiento.

Plastc: dispositivo que simula el aspecto de una tarjeta de crédito y que permite guardar en su interior decenas de tarjetas de crédito, débito, fidelización e identificación.

Hololens: Las gafas de realidad aumentada de Microsoft. Merece la pena ver el video.

Para finalizar, os dejo este vídeo en el que se pueden empezar a vislumbrar las posibilidades que tendrá Magic Leap.

Método Lean Startup (I): el libro

el-metodo-lean-startup_9788423409495Esta entrada es la primera de una serie de artículos que iré escribiendo, con el objeto de profundizar en una de las metodologías más novedosas e importantes que se han desarrollado para crear nuevas empresas de éxito utilizando la innovación continua: el método Lean Startup.

El método Lean Startup está descrito en un libro titulado de la misma forma, y que ha sido escrito por Eric Ries, que fue quien desarrolló esta metodología.

En este primer post haré una pequeña introducción al método y hablaré un poco de lo que nos vamos a encontrar en este libro.

¿Qué es el método Lean Startup?

El método Lean Startup es una metodología que surge del Lean Manufacturing, filosofía de gestión originaria de Japón y que llevó a Toyota a situarse como líder del mercado del automóvil. El Lean Manufacturing tiene como objetivo incrementar la eficiencia en todos los procesos, reduciendo el despilfarro, de tal manera que se mejora en calidad, tiempo de producción, a la vez que se ahorran costes.

Eric Ries aplicó las ideas del Lean Manufacturing a sus propios negocios, dentro del campo de las nuevas tecnologías, con los ajustes y cambios necesarios, naciendo así el método Lean Startup, que no es otra cosa que la aplicación del pensamiento Lean al proceso de innovación.

¿Qué es una Startup?

Hoy en día, cuando oímos la palabra startup lo primero que nos viene a la mente es una empresa tecnológica creada por dos o tres adolescentes en el garaje de su casa. Según el propio Ries, se define startup como “una institución humana diseñada para crear un nuevo producto o servicio bajo condiciones de incertidumbre extrema”. Por lo tanto, una startup, según esta definición, no tiene que estar necesariamente asociada a las nuevas tecnologías. Lo que de verdad la caracteriza son los conceptos de “nuevo producto” e “incertidumbre extrema”.

¿Cómo se lleva a cabo el método Lean Startup?

El método Lean Startup se basa en el enfoque en el cliente, la velocidad y la experimentación, evitando el derroche de recursos.

El primer paso es la construcción lo más rápido posible de un producto mínimo viable (PMV), que es aquella versión del producto que permite dar una vuelta entera al circuito Crear – Medir – Apender. En posteriores entradas describiré con más detalle este proceso.

Otra de las máximas de este método es “saber qué es lo que los consumidores quieren, no lo que ellos dicen que quieren o lo que nosotros creemos que deberían querer”.

El libro:

Se trata de un libro que no es excesivamente largo ni tiene conceptos difíciles de entender. El autor cuenta la metodología a partir de sus propias experiencias empresariales, enfocadas en el campo de la programación e internet.

El libro comienza con una Introducción en la que explica a grandes rasgos en qué consiste el método y cuál es su origen y los principios básicos. También hace la presentación de las tres partes en que se divide el libro: “ver”, “dirigir” y “acelerar”.

– Ver: En esta primera parte se habla de conceptos como el management empresarial, los emprendedores, startups y el “conocimiento validado”, que permite conocer si las startups están progresando.

– Dirigir: En la segunda parte, se profundiza en el método Lean Startup, el producto mínimo viable, el circuito Crear-Medir-Aprender, las métricas y el momento de decidir si hay que “pivotar” o “perseverar”.

– Acelerar: En la tercera parte se exponen técnicas para acelerar todo el proceso. También se analizan algunos conceptos del Lean Manufacturing, como son los “lotes pequeños” o los “cinco por qués de Toyota”.

Opinión sobre el libro:

Al igual que la “Estrategia del océano azul”, creo que el “Método Lean Startup” es un libro de lectura obligada para todo aquel que quiera poner en marcha una startup o cualquier tipo de negocio.

En estos tiempos, en los cuales se pasa muchas veces directamente de la concepción de una idea a buscar una ronda de financiación con Business Angels, es necesario aplicar un poco de cordura y ver primero si lo que hemos ideado tiene potenciales clientes, antes de acabar dilapidando recursos y desarrollando algo que al final nadie quiere comprar.

El libro es en general entretenido, aunque a veces se hace algo pesado y peca de centrarse demasiado en las propias experiencias del autor, que como he comentado anteriormente se dedicaba a negocios relacionados con la programación e internet. Por este motivo, en algunos momentos puede ser algo confuso para los lectores que sean ajenos a estos campos. En cualquier caso, tanto la metodología como los conceptos principales que pueden extraerse pueden aplicarse a cualquier tipo de negocio.

Resultan muy interesantes también algunos conceptos de la filosofía que ha venido aplicando Toyota, como son los “lotes pequeños” (que viene explicado con un ejemplo muy curioso sobre cómo es más eficiente llenar sobres postales) o los famosos “cinco por qué”.

En definitiva, es un libro que me ha gustado mucho, porque describe una forma de hacer las cosas muy coherente, donde se evita el despilfarro, se focaliza en el cliente, se experimenta para obtener feed-back y sobre todo, se aprende.

Design thinking: innovación educativa

IMG_2853Hola a todos de nuevo. Durante las dos próximas entradas voy a dejar un poco de lado el tema financiero y me dedicaré a contaros dos actividades en las que he participado durante el pasado mes de mayo.

La primera de ellas es una prueba piloto que he llevado a cabo junto con algunos de mis compañeros del Executive MBA de ESEUNE.

Nuestro Proyecto de fin de Máster trata sobre innovación educativa y el desarrollo de una oferta formativa dirigida a niños y niñas de todas las edades,  donde se fomenten algunas de las competencias transversales que son cada día más demandadas por la sociedad actual, tales como la creatividad, el trabajo en equipo, el liderazgo o el espíritu emprendedor.

Como no queríamos que el proyecto se quedase en un mero documento en papel, e inspirándonos en el “producto mínimo viable” del método Lean Start-up, decidimos hacer una prueba piloto. Para ello planteamos en el Colegio Hijas de la Cruz de Errenteria (donde cursan estudios mis hijos) la posibilidad de realizar unos talleres de emprendimiento, creatividad e innovación, dirigidos a estudiantes de entre 12 y 16 años.

El proyecto tuvo una acogida muy buena, tanto de la Dirección del centro, como de los profesores, que participaron activamente en las diferentes sesiones.

Para poder llevar a cabo este proyecto, hemos contado además con la participación de David Fernández, creador del portal educativo Ikaia.tv, que tiene amplia experiencia en esta materia, habiendo realizado anteriormente un reportaje sobre el Colegio Montserrat de Barcelona, pionero en innovación educativa.

Los talleres consistieron en cinco sesiones de hora y media, en los cuáles se han seguido las diferentes etapas del Design Thinking, que es una metodología que permite abordar problemas poniendo en el centro del proceso de diseño a las personas.

El Design Thinking consta de cinco etapas:

Empatizar: Se plantea la problemática a resolver, analizándola desde el punto de vista del usuario final.

Definir: Se define con claridad el problema.

Idear: Es la fase en la que se buscan posibles soluciones al problema. Es muy útil utilizar diferentes técnicas de creatividad.

Prototipar: Se crea un prototipo de bajo coste con el fin de testear el producto o solución ideada.

Evaluar: Se recibe feed-back del usuario final, lo que permite ir mejorando el producto o idea.

Design-Thinking_1

Esta metodología puede aplicarse en cualquier ámbito, y va desde la resolución de cualquier problema, hasta la creación de los productos más innovadores que podamos imaginar.

Para terminar, os dejo el genial vídeo que ha montado David Fernández, y que también se puede ver en la página de Ikaia.

La curva de valor (II): El esquema de las cuatro acciones

Nintendo-wiiEn anteriores entradas he hablado de la “estrategia del océano azul” y “la curva de valor“, que nos permiten crear modelos de negocio innovadores.

En esta entrada vamos a analizar el esquema de las cuatro acciones, que nos permitirá la creación de curvas de valor divergentes a las de la competencia.

Las cuatro acciones mencionadas son las siguientes: eliminar, reducir, incrementar y crear. Para poder entender este concepto de forma sencilla voy a exponer un caso que estuvimos estudiando en el Executive MBA de ESEUNE y que me pareció muy ilustrativo. El caso en cuestión es la conocida videoconsola Wii de Nintendo.

Nintendo había sido la compañía líder del mercado del videojuego en los años 80 y principios de los 90 (principalmente en USA y Japón). Sin embargo, tras el lanzamiento de la Playstation por parte de Sony,comenzó a perder cuota de mercado de forma alarmante. Esto, unido a fracasos comerciales de productos como GameCube, hicieron que la compañía acabase en una posición delicada.

Sin embargo, en el año 2006, cuando en el mercado se acababan de lanzar las consolas Playstation 3 y Xbox 360, Nintendo sorprende con una videoconsola totalmente innovadora denominada Wii.

Mientras sus rivales se habían centrado en luchar por tener más potencia de procesador, mejores gráficos, reproducción de DVD, alta definición… Nintendo se centró en la sencillez, en la jugabilidad, en crear juegos participativos y sobre todo en un revolucionario sistema de control denominado Wiimote, que permite reproducir los movimientos del mando en la pantalla, pudiendo jugar a un juego de tenis como si tuvieses una raqueta, o a los bolos, o al golf… Nintendo había creado un océano azul y arrasó en ventas. Además, el producto era mucho más barato que la competencia y totalmente escalable, pudiendo ir añadiendo más accesorios en función de las necesidades del usuario (hasta 4 mandos, volantes, tabla de ejercicios Wii Fit, etc).

En este ejemplo se puede ver claramente el esquema de las cuatro acciones que ejecutó Nintendo para crear su propuesta de valor diferenciada:

Fuente: Innovación y marketing. Buscando océanos azules (Iván Fanego)
http://www.slideshare.net/Fanego/blue-ocean-cnmkt

A continuación se adjuntan las curvas de valor de la Wii, Playstation 3 y Xbox 360:

Fuente: Innovación y marketing. Buscando océanos azules (Iván Fanego)http://www.slideshare.net/Fanego/blue-ocean-cnmkt

Fuente: Innovación y marketing. Buscando océanos azules (Iván Fanego)
http://www.slideshare.net/Fanego/blue-ocean-cnmkt

Para finalizar, se adjuntan las mismas curvas de valor, donde se superponen las cuatro acciones, de forma que se pueden ver más claramente.

Fuente: Innovación y marketing. Buscando océanos azules (Iván Fanego)http://www.slideshare.net/Fanego/blue-ocean-cnmkt

Fuente: Innovación y marketing. Buscando océanos azules (Iván Fanego)
http://www.slideshare.net/Fanego/blue-ocean-cnmkt

Como podéis ver, tanto la “curva de valor” como el “esquema de las cuatro acciones” son herramientas sencillas, potentes y muy visuales, que nos permiten crear propuestas de valor y nuevos modelos de negocio. En futuras entradas veremos este mismo análisis en otros casos que se vayamos analizando.

La curva de valor (primera parte)

Esta semana seguiré hablando sobre “La estrategia del océano azul”. En este caso voy a hablar sobre una de las herramientas más potentes que se describen en el libro: la curva de valor (también llamada “cuadro estratégico” en el mismo). El concepto es muy simple, pero nos permite conocer de un vistazo, dónde nos encontramos nosotros y dónde está nuestra competencia, siendo una herramienta fundamental para encontrar nuevos “océanos azules”.

Curva de valor

Para construir la curva de valor, en primer lugar hay que determinar cuáles son los parámetros que definen a la competencia. Una vez hecho esto, se establece un sistema de puntuaciones para los parámetros. Éste puede ser cuantitativo  (del 0 al 10 por ejemplo) o cualitativo (bajo, medio y alto). Por ejemplo, si uno de estos parámetros es el precio y decidimos puntuar cuantitativamente, daremos una puntuación baja si los precios son bajos y una puntuación alta sin son altos. Una vez definidos parámetros y puntuaciones, se dibujan en una gráfica como la anterior. Puede haber tantas curvas de valor como queramos.

Lo que observamos es que, cuando el mercado es un “océano rojo”, las curvas de valor de los diferentes competidores se parecen mucho entre sí. Generalmente cuando esto ocurre, el único elemento diferenciador entre ellos es el precio.

Una vez dibujada la curva (o curvas) de la competencia, nos toca dibujar la nuestra. Si nuestra curva de valor se parece mucho a la de la competencia: mal asunto, estamos en un océano rojo y terminaremos peleando por ser el más barato para sobrevivir.

En cambio, si nuestra curva es muy diferente a la de la competencia (curva azul del ejemplo), es decir, si divergemos de lo que existe en el mercado, sabremos que no estamos ofreciendo “más de lo mismo”. 

En cualquier caso, el hecho de que nuestra curva de valor sea diferente no nos garantiza el éxito, pero por lo menos tendremos la seguridad de que estamos en el camino correcto.

Si además de lograr que nuestra curva de valor sea divergente, logramos ofrecer un producto o servicio con valor para nuestro cliente, nos encontramos ante una “Propuesta de Valor Diferenciada” y habremos hallado un verdadero “océano azul”.

En cualquier caso, también quería aclarar que, todo esto, que parece tan sencillo de explicar, no es tan fácil de llevar a cabo en la práctica. Muchas veces definir y homogeneizar las curvas de valor de la competencia supone un verdadero quebradero de cabeza y encontrar una curva divergente para nuestro negocio una hazaña.

En el próximo post hablaré sobre el “Esquema de las cuatro acciones”, que nos permitirá construir curvas de valor divergentes a las de la competencia. Todo esto lo iré ilustrando con algunos ejemplos, tanto de casos conocidos, como de algún proyecto en el que estoy trabajando.

La estrategia del océano azul

oceanoazulCon este post inauguro una nueva sección dedicada a libros que he ido leyendo y que recomiendo porque me parecen interesantes. En algunas de las entradas comentaré en unas pocas líneas la temática del libro y os daré mi opinión. En otras ocasiones, como este caso, dedicaré varias entradas al mismo, ya que encierran una temática o conceptos que merecen la pena ser vistos con detenimiento.

Dentro del mundo de la innovación, este libro es sin duda uno de mis favoritos y considero imprescindible su lectura si se quiere entender cómo pueden crearse modelos de negocio innovadores en cualquier ámbito.

La estrategia del océano azul nos habla de dos océanos en el mundo de los negocios: uno rojo, teñido de sangre debido a la competencia feroz, que hace que los diferentes competidores se aniquilen unos a otros, y otro azul, donde no existe la competencia y no es necesario ser el más barato, porque eres diferente.

El libro se divide en tres partes:

Parte 1: La estrategia del océano azul

Esta parte es la más interesante del libro. Se hace una introducción a la estrategia y se exponen las principales herramientas que se utilizarán para la creación de los “océanos azules”:

– El cuadro estratégico o curva de valor

– El esquema de las cuatro acciones: matriz “eliminar-reducir-incrementar-crear”

Las tres características de una buena estrategia son: foco, divergencia y mensaje contundente.

Estos conceptos son muy importantes y los iré tratando con más detalle en futuras entradas en el blog.

Parte 2: Formulación de la estrategia del océano azul

– Reconstrucción de las fronteras del mercado

– Enfocarse en la perspectiva global, no en las cifras

– Ir más allá de la demanda existente

– Aplicar la secuencia estratégica correcta

Parte 3: Ejecución de la estrategia del océano azul

– Vencer las principales barreras organizacionales

– Incorporar la ejecución a la estrategia

– Conclusión: sostenibilidad y renovación del océano azul

Todos estos conceptos se ilustran con casos de éxito muy conocidos, tales como Cirque du Soleil, el vino Yellow Tail o la compañía aérea Southwest Airlines.

Es un libro sencillo, con muchos ejemplos de casos reales y tremendamente práctico. Como único fallo, se le puede achacar que empieza muy bien, poniendo el listón muy alto, pero que va desinflándose un poco a medida que avanzas las páginas. En cualquier caso, lo considero una lectura muy recomendable.